La realización de su propuesta a través de la oficina de correos Austro-Húngara, convirtió a Emanuel Herrmann, en una personalidad conocida en Europa, pero más tarde su autoría como inventor de la Tarjeta Postal fué impugnada. En el parlamento alemán del Reichstag, un portavoz del gobierno declaró que Heinrich von Stephan, director general de correos del Imperio Alemán ya había expresado esa idea en 1865.

En la 5º conferencia postal alemana en Karlsuhe, Stephan había distribuido un memorándum con una sugerencia similar que fué desestimada, aludiendo que el formulario no proporciona la suficiente simplicidad y brevedad para un número considerable de mensajes.

Sin embargo, Stephan, no había propuesto realmente la postal, sinó una hoja postal del tamaño de un formulario de transferencia de dinero, más rígida que el papel carta y ligeramente más grande que el sobre habitual con un sello de servicio impreso y disponible en todas las oficinas de correos. Como esto no significaba una reducción en el precio del franqueo, no habría supuesto una innovación real, solo suponia simplificar el manejo postal.

Alemania no introdujo la hoja postal de Stephan, sinó la Tarjeta Postal con el modelo austriaco. Aunque es posible que Herrmann haya desarrollado su modelo basándose en la sugerencia de Stephan, que nunca reclamó la autoría de la Tarjeta Postal.

Enmanuel Herrmann falleció el 13 de julio de 1902 en Viena. Se le considera el último eslabón decisivo en una línea internacional de inventores de la Tarjeta Postal. Está enterrado en el cementerio de Meidling y en su lápida figura la inscripción ” El inventor de la Tarjeta Postal”.

En Estados Unidos aparecieron las primeras postales el 12 de mayo de 1873, con un franqueo de un centavo sin importar la distancia a la que fuese enviada.

Sin embargo, el 27 de febrero de 1861 el congreso de los EEUU, había permitido el envío por correo de tarjetas impresas en privado, con un peso de una onza más o menos y con un franqueo de un centavo para distancias de entrega de hasta 1500 millas y dos centavos para distancias superiores, que fué la primera autorización oficial del uso de postales en todo el mundo.

Esto fué aprovechado por John P. Charlton de Filadelfia, quien obtuvo sus tarjetas con derechos de autor el 17 de diciembre de 1861, sin embargo se sabe que ninguna de sus tarjetas ha sido enviada.

Charlton permitió a Hymen L. Lipmann una segunda serie de tarjetas, que llevaban el nombre de “Tarjeta Postal de Lipman”. El matasellos más antiguo conocido de estas tarjetas es del 25 de octubre de 1870.

Al principio, solo era posible el uso doméstico de las tarjetas de correspondencia, pero con la formación de la Unión Postal Internacional en 1874, la entrega internacional pronto se hizo posible.

 

Fuente: Wikipedia.org

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s